Las prestaciones de un pavimento deportivo no dependen solo de un diseño industrial adecuado y de la utilización de las mejores materias primas: para que el resultado sea plenamente satisfactorio, su correcta instalación debe ejecutarse por profesionales de empresas con experiencia acreditada y siguiendo las indicaciones del fabricante.

Un ejemplo representativo es la instalación de césped artificial en una pista de pádel. Al tratarse de una instalación deportiva de pequeño tamaño, muchos distribuidores ofrecen el servicio de montaje del césped o la sustitución del pavimento tras su vida útil. Sin embargo, la importancia de una instalación de calidad es tan determinante que un muy buen producto mal instalado puede no ofrecer las prestaciones declaradas en la ficha técnica del producto, afectando incluso a su vida útil y a la garantía del fabricante.

Una instalación profesional asegura además una correcta función deportiva y técnica del césped artificial, propiedades que repercuten en el rendimiento de los jugadores, el riesgo de lesiones o la capacidad de la superficie para seguir ofreciendo las máximas prestaciones.

Proceso de instalación

Entre la extensa tipología de pavimentos deportivos que existen en el mercado, el proceso de instalación de césped artificial para pádel puede considerarse uno de más sencillos desde el punto de vista técnico. Sin embargo, tanto respetar el orden de instalación como el correcto cuidado de los detalles pueden llegar a marcar la diferencia.

En el siguiente vídeo se explican las fases y aspectos a tener en cuenta durante la instalación de césped artificial para pádel:

Artículo anterior
Completada la instalación de césped artificial en siete campos municipales de fútbol y uno de rugby en Zaragoza
Siguiente artículo
Gradas cómodas... pero sobre todo seguras: qué garantiza el marcado CE